21/12/15

Puerto Rico: Acoso de una jurado hacia el fiscal podría afectar el veredicto de un caso criminal

Por Microjuris

Microjuris - Puerto Rico

Extractos:

Un abogado de defensa solicitó se investigue la deliberación del jurado en un caso de drogas, en que se encontró culpable a dos co-imputados, luego de que se hiciera público que una de los jurados envió notas poco apropiadas al fiscal que atendió el caso.

La jurado #6, cuya identidad se ha mantenido oculta, junto a otros 11 jurados determinó el destino de David Igbinoba y Ewah Godwin. Los hombres fueron encontrados culpables el 20 de junio. Dos días después de que se anunciara el veredicto, la jurado #6 envió una nota en manuscrito al fiscal Robert Johnston, quien representó al Ministerio Público, con su número de teléfono e indicando que deseaba agradecerle en persona el que la escogiera para ser jurado.

“Absolutamente te disfruté a ti y a esta experiencia. Cuando nos dijiste ‘gracias’ luego de que el veredicto fuera leído y nos íbamos, quería decirte ‘de nada’, pero honestamente estaba muy nerviosa y tenía nudos en el estómago”, indicaba un correo electrónico que enviara la jurado el 4 de julio.

Finalmente, el día 7 de julio esta envió otra carta que indicaba: “Acabas de cruzar mi mente, así que pensé decirte hola. Que pases buenas tardes”.

Estas notas fueron incluídas en una petición escrita por uno de los abogados de defensa, quien solicitó que la investigación por aparente parcialidad. El juez Leonard Ricchetti denegó la petición de la defensa, presentada el pasado 1 de diciembre y sentenció a los dos hombres a 10 y 11 años de prisión. Un abogado analista, Edward Prutschi opinó sobre el caso explicó que no hay evidencia de que las comunicaciones ocurrieran durante el juicio, o que la situación hubiera impactado el veredicto del jurado o la decisión de los otros 11 jurados quienes unánimemente llegaron a la decisión. No obstante, este indicó sentir simpatía por los dos convictos, quienes mientras cumplen sus sentencias se preguntarán si el veredicto fue producto de un “encaprichamiento” de la jurado por el fiscal.

Enlace: Versión On Line

“Encaprichamiento” de jurado hacia fiscal, ¿podría afectar veredicto de un caso criminal?
microjuris.com
Puerto Rico
21 de diciembre de 2015

12/12/15

Panamá: Jurados en la mira por corrupción

Por La Prensa

La Prensa - Panamá

Extractos:

La red de corrupción detectada en noviembre pasado en el Segundo Tribunal Superior también puso en la mira pública a los jurados de conciencia, una figura que para muchos representa la participación democrática del pueblo en la administración de justicia.

Declaraciones rendidas ante la Fiscalía Auxiliar por algunos de los funcionarios del Segundo Tribunal investigados por supuestamente cobrar coimas, para conseguir medidas cautelares, adelantar fechas de audiencia y lograr fallos absolutorios en juicios por homicidios, han dejado al descubierto que tres grupos de jurados, en juicios diferentes, aceptaron dinero para favorecer a imputados por homicidio.

Prueba de ello es el testimonio de Bruno De Gracia Harrison, quien aseguró que el 22 de octubre de 2015 fue requerido para fungir como jurado en un juicio por homicidio. De Gracia contó que un funcionario del Órgano Judicial, quien conducía el bus que los transportaba, le manifestó que uno de los tres sindicados en ese caso “no debía ser condenado”.

También dijo que funcionarios del Órgano Judicial abordaron a los demás jurados de ese proceso para que emitieran un fallo favorable a uno de los sindicados. Contó, asimismo, que se les entregó $150.

Este hecho fue confirmado por otras cinco personas –todos laboran en entidades estatales– que fueron seleccionadas como jurados de conciencia para participar en la misma audiencia.

A todas se les formuló cargos por la presunta comisión del delito de corrupción de funcionarios.

CORRECTIVOS

Con este escenario de por medio, en el Segundo Tribunal de Justicia ya preparan cambios en la manera de operar de los jurados.

Ante la posibilidad de que se anulen los juicios en los que los jurados habrían aceptado sobornos, como lo han sugerido juristas, fuentes judiciales dijeron a este medio que es necesario esperar si las partes involucradas están inconformes con el resultado. Son ellos, dijo la fuente, quienes deben presentar los incidentes de nulidad al respecto.

‘PROCESO VICIADO’

El ex magistrado de la Corte Suprema de Justicia Edgardo Molino Mola es uno de los que sugiere que los casos en los que se han sobornado jurados deben ser revocados. “Todo el proceso fue viciado”, dijo el jurista, por lo que propone que se investigue cada caso en particular, y si se llega a verificar que efectivamente los jurados recibieron “coimas” se debe convocar a una nueva audiencia.

En países como Colombia el juicio por jurados fue abolido en 1990 a través de una sentencia de la Corte Suprema de Justicia.


Jurados, en la mira por corrupción
Por Juan Manuel Díaz

La Prensa - Panamá
13 de diciembre de 2015

5/12/15

España: La defensa de Rosario Porto critica que el jurado la condenó desde el minuto uno

Por Faro de Vigo

Faro de Vigo
Galicia - España

Extractos:

El jurado consideró probado que ambos administraron Lorazepam a Asunta antes de su muerte, sin embargo, la defensa de Rosario Porto, José Luis Gutiérrez Aranguren, cuestiona en el recurso que acaba de presentar que sea un hecho probado que fuesen ellos los que se lo dieron. También critica, por ejemplo, que en los análisis realizados a la niña para detectar qué consumía previamente pasaron por alto los antihistamínicos, un punto que Aranguren considera fundamental porque se había dicho que la niña tomaba algo para la alergia. El análisis del cabello se centró únicamente en somníferos, no en antihistamínicos.

Sólo son algunos de los detalles que el abogado de la madre de Asunta Basterra, Rosario Porto, condenada a 18 años de prisión junto a su exmarido, Alfonso Basterra, "por asesinato", tiene en cuenta en el recurso que acaba de presentar, en el que pide la absolución, "por falta de pruebas", de su defendida. También expuso, José Luis Gutiérrez Aranguren, muchos otros detalles por los que considera errónea la vista o el proceso llevado a cabo para la exposición de las pruebas al jurado popular. Cuenta, por ejemplo, que el veredicto y la sentencia dan por hecho que Alfonso Basterra fue a Teo junto a Asunta y Rosario Porto la tarde de los hechos, el 21 de septiembre de 2013.

"En ninguna cámara se puede ver con claridad los asientos traseros del vehículo, por lo que no podemos descartar la presencia de Alfonso en él", consta en el acta del veredicto. Y la sentencia apunta: "Don Alfonso también subió a Montouto porque no sólo no hay ningún contraindicio que demuestre que el acusado estuvo en su piso antes de las 20:47 horas, sino también porque las imágenes de las cámaras de grabación no permiten ver si iba algún ocupante en el asiento trasero del Mercedes".

Para el abogado de Rosario Porto esta es una muestra de que los indicios se utilizaron para culpabilizar. Añade que en las cuerdas halladas junto al cadáver no se detectó ninguna muestra que pudiese vincularse a Rosario Porto. Es más, se atreve a decir en el recurso en el que pide su absolución que el jurado la consideró culpable desde el minuto uno, teniendo en cuenta que se había dejado constancia de las prisas en denunciar la desaparición de la niña o la incredulidad inicial mostrada por la madre al enterarse del hallazgo del cuerpo. También sostiene que sería absurdo que la sedaran, con el mismo fármaco que tomaba ella, y que la llevaran igualmente a las actividades escolares, exponiéndose a que se detectase la sedación de la pequeña.

José Luis Gutiérrez Aranguren tilda de "aberración" tanto el veredicto del jurado como la sentencia que ratifica la culpabilidad de ambos progenitores. Ahora será el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia el que tramite el recurso presentado. Para el abogado, todo parte de "una apriorística presunción de culpabilidad". "Rosario Porto resultó condenada en base a especulaciones, suposiciones y conjeturas, y no en indicios susceptibles de ser elevados a la categoría de prueba de cargo con entidad suficiente para destruir el derecho constitucional a la presunción de inocencia", consta en el escrito. Apunta Aranguren que el jurado "primero culpó y después razonó". Se refirió en este punto a los postulados del denominado "realismo jurídico norteamericano: sólo después de haber predeterminado la culpabilidad de los acusados buscó una racionalización jurídica de la misma", incluye en el recurso.


La defensa de Rosario Porto critica que el jurado la condenó desde el primer minuto
Por Selina Otero

Faro de Vigo - Galicia
5 de diciembre de 2015

Neuquén: Una polémica condena para el joven que mató a su ex

Por rionegro.com.ar

rionegro.com.ar

Extractos:

“Toque bocina, quiero justicia por mi mamá”. La leyenda está inscripta en una pancarta que lleva al cuello un niño de 10 años que no para de llorar, afuera de la sala penal de Antártida Argentina. Es uno de los cuatro hijos de Mónica Huircaleo (33), la mujer que fue asesinada por su ex pareja Pablo Lautaro Ismael González (22) en una toma ubicada detrás de la cancha de Maronese en 2013, tras una discusión.

Ayer, un jurado popular lo declaró culpable del crimen, pero la calificación legal no fue la que esperaban ni el fiscal Rómulo Patti ni la querella, a cargo de Laura Plaza.

Pablo Lautaro Ismael González fue hallado culpable del delito de homicidio culposo. La pena que recibirá es la mínima que oscila entre 2 a 5 años de prisión. Los jurados se inclinaron por los argumentos de la defensa, a cargo de Gustavo Palmieri, de que “no hubo intención de matar”.

5 años de pena máxima podría recibir el condenado de asesinar a Mónica Huircaleo.

Esta es la justicia que tenemos”, se lamentó entre lágrimas Cecilia, la mamá de Mónica, tras escuchar las explicaciones técnicas de los abogados, y agregó: “Nosotros no somos delincuentes, lo que tenemos es el dolor por haber perdido a mi hija, pero no somos delincuentes, sólo queremos justicia”.

El jurado popular deliberó desde las 14, y pasadas las 16:30 arribó a una decisión.

En las instrucciones analizadas por los 12 jurados, estaban contempladas tres alternativas: la de homicidio agravado por el vínculo, que prevé prisión perpetua; la de homicidio simple, cuya pena va desde los 8 a los 25 años; y, por último, la calificación de homicidio culposo, que tiene la pena más leve, que es de 2 a 5 años. Por esta última se inclinó el jurado, con 8 votos contra 4.

Ahora resta que en una nueva audiencia se le fije la condena de prisión a cumplir. “¿Le disparó a la cabeza dos veces y no tuvo intención de matarla?”, se preguntó indignada María, la hermana de la víctima.

Para la abogada por la familia de la víctima, Laura Plaza, el veredicto "revictimizó a Mónica", y destacó que "lamentablemente aún hay un prejuicio con respecto a las clases sociales donde estos hechos suceden, pero que indirectamente interpretan que entre la gente de menos recursos como que estas cosas se buscan".

Y remarcó que "la pregunta que debemos hacernos es con qué derecho un hombre trunca la vida de una mujer de la clase que sea".

Enlace: Versión On Line 1, 2 y 3

Una polémica condena para el joven que mató a su ex
La Otra Voz Digital

Para el jurado, González no quiso matar a su expareja
rionegro.com.ar

El jurado popular declaró culpable a González por el crimen de Mónica Huircaleo
lmneuquén.com

Neuquén
5 de diciembre de 2015

27/11/15

Buenos Aires: Críticas, sinsabores e inquietudes que dejó el juicio por jurados por el crimen en el Bingo

Por El Popular

Diario El Popular
Olavarría - Buenos Aires
Argentina

Extractos:

Lo del miércoles pasado como mínimo acobardó, y con decir miércoles me refiero a la jornada entera, por que eso fue prácticamente lo que duró la segunda audiencia del juicio por jurados por el feminicidio en el Bingo de Olavarría. Pasó de todo. Lo resonante del veredicto, que sorprendió a propios y a extraños, constituyó —obviamente— lo más relevante y en ello se centró la crónica publicada en la edición de ayer, pero también se registró otra serie de situaciones que, si bien se las puede considerar como de menor importancia, merecen su mención y análisis.

Las sensaciones son encontradas, quizás se sintió algo similar con el primer juicio por jurados llevado adelante meses atrás, pero ahora es distinto. Quizás en sólo unos días, cuando arranque otro debate de estas características, el balance sea mejor, pero hoy por hoy el saldo parece dar negativo entre la mayoría de las personas que de una forma u otra estuvieron vinculadas con lo que pasó el miércoles. La cobertura de esa jornada no sólo permitió vivenciarla, sino también tomar contacto directo con los actores y ver qué opinaban al respecto. La coincidencia fue unánime: "así no".

El funcionario judicial que encabezó la querella durante el debate se sinceró: "En otros países tiene años de preparación, de antecedentes, es una cultura. Nosotros no estamos acostumbrados a lidiar con jurados".

El miércoles se sucedieron varios episodios que determinaron un sinsabor o una disconformidad que se sintió en la mayoría de los presentes, salvo obviamente en el lado de la defensa, que logró un resultado sumamente positivo. Los planteos acerca de si la modalidad contribuye o no en mayor medida a la situación del imputado será objeto de otra nota y seguramente con la opinión de especialistas, ya que sería apresurado y aventurado introducirse ahora en semejante debate.

Pasó de todo

Pero sí se dieron otras situaciones que valen la pena analizar en estas líneas. Una es la extensión de las audiencias: si ya las 15 horas que duró la jornada del miércoles fueron demasiado para los presentes, mucho tuvo que ver que el día anterior la actividad se desarrolló prácticamente en el mismo tiempo. El debate en sí el martes se extendió por la mayor parte de la tarde, pero los jurados debieron concurrir a primera hora de la mañana para ser sometidos al último filtro que determinó quiénes iban a ser los 12 titulares y los 6 suplentes.

Aquí hay que hacer hincapié, y por qué no felicitar, el compromiso ético y cívico de los jurados, que discutieron casi dos horas el veredicto. Bien es sabido que ésa era su función, pero tampoco hay que ser ingenuos y olvidar el cansancio y fastidio que varios de ellos tendrían a esas horas de la noche, cuando finalmente les llegó el turno de debatir.

Fueron horas y horas de pelear contra el sueño y el cansancio, en un lugar que seguramente no quisieron estar o al menos no pidieron estarlo y lejos de su familia. Ninguno de ellos era de Azul, los había de Tandil, Rauch, La Madrid y hasta de Olavarría. Y así y todo cumplieron, y como se dijo antes no se discutirá el veredicto, habrá que esperar al lunes para ver cómo termina todo esto, pero ellos estuvieron a la altura. O, al menos la mayoría. No por no estar a la altura, sino que el cuerpo les dijo basta. Varios se durmieron por algunos instantes y una mujer se descompensó y finalizó en un centro asistencial por problemas de presión cardíaca. Toleró todo el debate, pero al momento de la votación debió ingresar otra jurado, que hasta ese momento era suplente.

La premisa parece ser que duren lo menos posible, nunca fue expuesta de manera abierta u oficial, pero no parece haber otra explicación. Los costos que genera el jurado seguramente no son pocos y de allí debe provenir esta suerte de apuro o directiva. Pero no es lo ideal, como tantas otras circunstancias.


Críticas, sinsabores e inquietudes que dejó el juicio por jurados por el crimen en el Bingo
Por Ignacio Cerdera
@nachocerdera
icerdera@elpopular.com.ar

El Popular - Olavarría
27 de noviembre de 2015

14/11/15

España: El jurado popular no es un órgano idóneo para enjuiciar los delitos de corrupción

Por Confilegal

Confilegal
España

Extractos:

"El jurado no es un órgano idóneo para enjuiciar los delitos de corrupción. Son necesarios jueces especializados", afirma con rotundidad Daniel Campos, fiscal de la Audiencia Nacional, quien participo en la "Jornada contra la corrupción y la delincuencia económica", organizada por Jueces para la Democracia y la Unión Progresista de Fiscales en Madrid.

Llevamos arrastrando, desde 1995, que los delitos de corrupción sean competencia del jurado. El legislador, desde el principio, ha establecido que la malversación, el cohecho, la negociación prohibida a los funcionarios sean competencia del jurado. Sin embargo, la prevaricación, no. El Tribunal Supremo, en ese acuerdo de 23 de febrero de 2010, dice que cuando sea un delito conexo puede ser juzgado por el jurado. La falta de conocimientos jurídicos excluye al jurado popular de poder juzgar una prevaricación. Pero, ¿puede hacerlo de un cohecho? El cohecho se basa en un acto ilícito y en el cohecho puede emerger la prevaricación y el tráfico de influencias. ¿No hay una prevaricación detrás de un tráfico de influencias? ¿Por qué, entonces, se le dice que el jurado puede entrar a juzgarlo?", se plantea el fiscal de la Audiencia Nacional.

"La comisión que elaboró un proyecto de código procesal penal nuevo, en 2013, contemplaba la eliminación de los delitos de corrupción de la competencia del tribunal del jurado. ¿Por qué, en esta tanda de reformas de la Ley de Enjuiciamiento Criminal, no o ha quitado?¿Es que le salió tan bien el caso Camps que parece bien que se siga transitando por esa vía?", se pregunta Campos.

"Deberíamos dejar muy claro que el jurado no es un órgano idóneo para enjuiciar los delitos de corrupción. Son necesarios jueces técnicos y especializados como los franceses o como los de la Audiencia Nacional en España", continúa el fiscal.


Daniel Campos, fiscal de la AN: "El jurado popular no es un órgano idóneo para enjuiciar los delitos de corrupción"
Por Carlos Barbell

Confilegal
14 de noviembre de 2015

9/11/15

Neuquén: El Jurado Popular dejó sin Justicia a Verónica Pelayes

Por FM Urbana

FM Urbana
Zapala - Neuquén
Argentina

Extractos:

Horas después del histórico y polémico dictamen expresado por los integrantes del Jurado Intercultural, quienes declararon no culpable a Carol Soae por daño grave, dejando (seguramente) heridas profundas en el alma y el corazón de Verónica Pelayes, luego de tres años de permanente “lucha” para enjuiciar a los violentos, quienes le propinaron una agresión por demás de brutal en su rostro con una piedra de considerable dimensiones, situación que de milagro no le costó la vida; al intentar comunicar a los integrantes de la comunidad mapuche una determinación del Juzgado Zapala.

Cada hora que transcurre a posterior del veredicto del Jurado Popular, es propicia para que un gran número de vecinos de Zapala (ya sea en la vía pública, en charlas de café, o bien a través de redes sociales), se sumen al repudio y la indignación por el dictamen del Jurado Popular; el cual dejó con las manos vacías a Pelayes.

Sobre el tema, seguramente Verónica se preguntará, junto a su hijo David, de qué valió el crudo testimonio que relataron a los integrantes del Jurado Popular sobre los hechos ocurridos el 28 de diciembre de 2012 en Portezuelo Norte, inclusive desde Fiscalía aportando fotografías desgarradoras de su rostro desfigurado… si en definitiva no sirvió para nada.

En estas horas, tanto Pelayes, como así también su abogado querellante Gastaminza, declararon ante medios de prensa regionales que el Jurado Popular actuó con temor, miedo, o presionado por cuestiones externas, para pronunciar el fallo.

En forma simultánea, referentes de SEJUN y trabajadores judiciales expresaron su malestar por la determinación del Jurado Popular.

Así también, es válido recordar que en los primeros instantes del juicio, en el alegato inicial que brindó el abogado Darío Kosovsky, expresó textualmente…” Nosotros no vamos a negar que Verónica resultó lastimada… nosotros no vamos a negar que nuestros defendidos tiraron piedras… nosotros no vamos a negar que Martín, Relmu, Mauricio y toda la comunidad que ese día estaban presenten y tiraron piedras…”.

Precisamente, un vecino de Zapala, conocedor de temas judiciales y con vasta experiencia en el sector, expresó un fuerte concepto, mientras saboreaba un café en tradicional confitería del centro zapalino: “El circo terminó… y la única perjudicada fue Verónica Pelayes”.


El fallo del Jurado Popular dejó sin Justicia a Verónica Pelayes
Zapala Noticias

9 de noviembre de 2015

Neuquén: Judiciales consideran injusta la resolución del jurado popular

Por AM 710 - FM 93.9

Radio AM 710 - FM 93.9
Nacional Zapala, Neuquén
Argentina

Extractos:

Delegados y miembros de la comisión directiva de SEJUN y otros empleados judiciales se manifestaron públicamente a través de una carta que dieron a conocer durante una conferencia de prensa en la vereda del Juzgado de Familia. 

La declaración pública se convocó como consecuencia de una injusta resolución dictada por el jurado popular en el caso Pelayes-Ñamku, en la cual se absolvió a los acusados de la agresión a una trabajadora judicial.

En la declaración expresaron que fueron “respetuosos durante el proceso judicial” y que vieron “calladamente cómo los imputados paseaban por calles de la ciudad”. Además, esperaban el castigo de los imputados luego de haber atacado salvajemente a Verónica Pelayes.

El hecho se cometió y los agresores no fueron condenados”, siguió la carta y “como sociedad tenemos mucho que aprender”. En este sentido los judiciales manifestaron que “la carga de ser jurado popular necesita más formación”.

No descartamos que por el miedo que se sembró, el jurado se haya sentido intimidado o amenazado, por eso nadie resultó condenado por el daño que sufrió nuestra compañera Verónica Pelayes, que fue cobardemente agredida.


AM 710 - FM 93.9
Nacional Zapala
Radio Pública
9 de noviembre de 2015

5/11/15

Neuquén: Para Pelayes el jurado tuvo miedo

Por Diariamente Neuquén

Diariamente Neuquén
Periódico Digital

Extractos:

Verónica Pelayes, una oficial de Justicia, fue atacada cuando el 28 de diciembre de 2012 se presentó en Portezuelo a notificar de una orden judicial para que la comunidad mapuche habilite el paso a las máquinas de Apache. En declaraciones que formuló a AM 550, Pelayes sostuvo que “el jurado (que actuó en el juicio por el caso) tuvo mucho miedo, y estuvo presionado”.

“Tuvieron miedo a los imputados y a toda la gente que los rodea. Es el mismo miedo que sentí yo cuando fui a declarar”, dijo al tiempo que comentó que los integrantes de la comunidad acamparon la mayoría de los días frente a las puertas del juzgado, algo que no fue tarea sencilla para el jurado popular y que eso generó miedo en el jurado.

El jurado declaró la culpabilidad de la dirigente mapuche Relmu Ñanco por romper el vidrio del vehículo en el que ella se trasladaba pero no por lo que le produjo la piedra en su cara. Estaban acusados por tentativa de homicidio. Había tres acusados, pero el jurado sólo falló contra Ñanco a quien la condenó por daño simple.

“Estaba mi declaración, la de mi hijo y un testigo de la empresa Apache que dice que Carol (Ñanco) tiró una piedra que pegó en el vidrio de mi lado y (Mauricio) Raín tiró otra que pegó en el vidrio de atrás” de la camioneta y “después estaban todos ellos que no van a decir que tiraron la piedra”.

“Creo que realmente tuvieron miedo”, reiteró.

Enlace: Versión On Line 1 y 2

Diariamente Neuquén y rionegro.com.ar
5 de noviembre de 2015

4/11/15

España: Caso Asunta: Dar al público lo que pide

Por ABC Galicia

ABC Galicia
España

Extractos:

Cuatro días de tensa espera por el veredicto después de un mes interminable de juicio televisivo y televisado. Y los nueve miembros del jurado dictaminaron lo que el público quería: culpables del todo, sin matices ni rodeos. La masa ya tiene el ajusticiamiento que el sensacionalismo mediático le inoculó como sentencia adecuada para el asesinato de Asunta Basterra. Dos años de bombardeo amarillista, de especulaciones gratuitas en prime-time y a caballo entre la tertulia política y la mesa camilla del corazón, que obtienen el merecido premio. Una culpabilidad plena, sin aristas, haciendo feliz a José Antonio Vázquez Taín después de quedar expuesta durante la vista del juicio más de una chapuza en su atribulada instrucción, donde la ausencia de pruebas se suplía con desbordante imaginación y generosas elucubraciones.

Entonces, si el jurado ha comprado al pie de la letra el relato de los hechos de Vázquez Taín, sin mover una sola coma a pesar de lo evidenciado en un mes de juicio, ¿para qué lo celebramos? ¿Qué necesidad había de articular todo un proceso si ni siquiera demostrando incoherencias palmarias en la «versión oficial» los jurados han sido capaces de recogerlas en su veredicto? ¿Qué estuvieron haciendo durante los cuatro días de deliberación?

Una teoría pudiera ser que los nueve ciudadanos anónimos se limitaron a darle a la sociedad una solución que no planteaba dudas morales. Se vive más tranquilo sabiendo que se ha hecho lo que se esperaba de uno, respondiendo a las expectativas creadas por terceros con elevados shares de audiencia. No serás cuestionado por tus próximos por haber arrojado a los leones a Porto y Basterra, porque si por la televisión dicen que son unos asesinos implacables, ¿quién es un humilde jurado, de profesión ama de casa, frutero o electricista, para contravenirlo?

Una condena así, rotunda, da aliento al experto matinal para felicitar al jurado. Mejor eso que las miradas esquivas por haber sido cómplice en la absolución de quien todo el mundo cree culpable. Es paradigmático que el fiscal relajara su posición inicial sobre la participación de Alfonso Basterra en la muerte de Asunta por la falta de pruebas, pero eso no hiciera mella alguna en el veredicto final.

La segunda teoría es la patada hacia delante: que sea otro tribunal, con criterios jurídicos, el que se encargue de sentenciar en base a lo expuesto en la sala y no a la opinión publicada. Que se coma otro el marrón de contravenir al tertulianismo ilustrado, porque a fin de cuentas, si se introduce algún matiz en el Tribunal Superior o en el Supremo siempre podrán escudarse en la ignorancia de las jergas legales. Bendita Ley del Jurado que los prefiere legos con certificado.

Y la tercera ya fue planteada en estas páginas cuando comenzó el juicio: que fuese realmente imposible encontrar un solo resquicio para la imparcialidad en un caso tan sumamente conocido, que daba exactamente igual qué se dijera o probara en sala porque el veredicto estaba cantado desde el primer día. Las caras de repugnancia que algunos jurados mostraron durante las declaraciones de los padres de Asunta hablaban por sí solas. No era una reacción puntual, era un estado de ánimo muy preciso.

Ahora estamos en la resaca del ajusticiamiento. Si ayer inflamos la instrucción, ahora haremos lo propio con las lagunas del veredicto, un análisis que ABC realizó el domingo y que el lunes reproducía sin el más mínimo rubor — y sin citar a la fuente— Telecinco en sus informativos y programas. Es de agradecer que aún haya lectores de periódicos. Si ayer exigíamos justicia rápida y fulminante, hoy le damos la vuelta a la toga y nos preguntamos si no habría alguna duda sin resolver. Podemos ejercer el cinismo sin tapujos.

¿Es esto un alegato de inocencia por Rosario Porto y Alfonso Basterra? En absoluto. Es, sencillamente, una proclama por el respeto a nuestro sistema judicial, por la recuperación de su maltrecho prestigio, por tener la garantía como ciudadanos de que las instituciones del Estado de Derecho que nos otorgamos funcionan con corrección. Pequeñas menudencias que no venden periódicos ni generan masivas audiencias en televisión, pero que vertebran una sociedad. Si Porto y Basterra son culpables, que se demuestre y argumente conforme a lo expuesto en un juicio. Pero que no se zanje el debate con la sensación de que las cartas han estado marcadas desde el principio.


Caso Asunta: Dar al público lo que pide
Por JOSÉ LUIS JIMÉNEZ - @Abcengalicia Santiago

ABC Galicia
4 de noviembre de 2015

3/11/15

Córdoba: Más de la mitad de los jurados convocados no responde

Por El Show de la Mañana

El Show de la Mañana
Córdoba - Argentina

Extractos:

Es de resaltar que luego de 10 años de implementación, en vez de aumentar, disminuyen las personas que responden al llamado para ser jurados.

De las 7.412 declaraciones juradas sorteadas para 2015, 3.629 no contestaron. Y los sobres de 878 personas a las que se le libró notificación, fueron devueltos por datos insuficientes, se mudó, desconocido. Más de la mitad no responde.



Reportaje al Dr. Eduardo Soria
Coordinador de la oficina de jurados populares

El Show de la Mañana
3 de noviembre de 2015

1/11/15

España: El veredicto del caso Asunta se tambalea

Por in dubio pro reo

Blog "in dubio pro reo" de José María de Pablo

Extractos:

En la fundamentación por escrito del veredicto en el caso de Asunta Basterra (ver aquí) leemos que el jurado, apoyándose en las conclusiones de la autopsia, establece que la muerte de Asunta se produjo, por asfixia, entre las 18:00 y las 20:00 horas.

Ese dato le permite al jurado considerar probada, sin mucha dificultad, la intervención de Rosario en el asesinato, ya que estaba con su hija en Teo en ese momento: así lo prueban, nos dice el jurado, las grabaciones de las cámaras de seguridad de varios establecimientos, que grabaron a Rosario con Asunta saliendo de Santiago; el cuadrante de la actividad de su teléfono móvil, que le sitúa en el entorno de Teo a esa hora; el registro de la alarma de la casa; así como la propia declaración de la acusada, que reconoció que había llevado a su hija a Teo esa tarde.

Pero el jurado también declaró culpable a Alfonso Basterra, y para ello le situó en el lugar del crimen a la hora del asesinato, con el siguiente razonamiento: “no podemos descartar la presencia de Alfonso en el asiento trasero del vehículo Mercedes en el que Rosario y Asunta se desplazaron a Teo. Iría detrás, de tal modo que no le captaron las cámaras de seguridad porque en ninguna se recogen imágenes de la zona trasera” (apartado 9 del veredicto).

La anterior deducción, (estaba en Teo porque no podemos descartar que fuese con Rosario y Asunta en el coche) vulnera frontalmente el principio in dubio pro reo.

La valoración de la prueba y el principio in dubio pro reo

Mientras que la presunción de inocencia se aplica cuando hay un vacío probatorio (sin prueba de cargo hay que absolver siempre), el principio in dubio pro reo implica que si existe una prueba de cargo, pero su valoración hace dudar al juzgador, el juzgador debe absolver.

Lógicamente, el juzgador –en este caso, el jurado popular– no tiene la obligación de dudar: por muchas dudas que le plantee a una defensa la interpretación de una prueba de cargo, si al juzgador le convence una concreta interpretación, la condena es válida (y el Tribunal Supremo siempre rechaza el recurso de casación cuando la defensa alega que el juzgador debía haber dudado y no lo hizo: quien juzga no está obligado a dudar).

Pero eso sí: cuando el juzgador alberga dudas, está obligado a absolver. Si una prueba ofrece dos interpretaciones, y el tribunal –o el jurado– duda entre las dos, deberá quedarse con aquella que más favorezca al acusado.

El veredicto del Caso Asunta y el principio in dubio pro reo

En este caso, parece obvio que el jurado popular albergó dudas sobre la presencia de Alfonso Basterra en la casa de Teo. No dice “consideramos probado que Alfonso viajaba en el asiento trasero del vehículo”, sino que dice “no podemos descartar la presencia de Alfonso en el asiento trasero del vehículo”. Y si únicamente no lo pueden descartar, es que entonces tampoco lo pueden afirmar. Han dudado. Y si han dudado sobre este punto, debieron considerar no probada la presencia de Alfonso Basterra en ese vehículo y, por extensión, en Teo.

Por tanto, la condena a Alfonso Basterra, en mi opinión, no está fundamentada, y un buen recurso debería conducir, como mínimo, a la repetición del juicio. Ese “no podemos descartar” en medio de un punto tan importante del veredicto huele a sentencia nula. Estamos ante un veredicto que haría las delicias de cualquier abogado defensor especialista en casaciones.


El veredicto del caso Asunta se tambalea
Por José María de Pablo

in dubio pro reo
1 de noviembre de 2015

España: Un 68 % de los gallegos prefieren no formar parte de un jurado popular

Por La Voz de Galicia

La Voz de Galicia
España

Extractos:

Tan solo un 25 % aseguran que estarían dispuestos a integrar un tribunal como el que acaba de juzgar y condenar a Rosario Porto y Alfonso Basterra por el crimen de Asunta.

La mayoría no quiere ser jurado

Los problemas que tuvo la sección compostelana de la Audiencia Provincial de A Coruña para constituir el jurado popular que juzgó el crimen de Asunta se debieron a que muchos de los candidatos pusieron excusas para no tener que ser ellos los que juzgasen a Rosario Porto y Alfonso Basterra. Ese temor a formar parte de un tribunal queda perfectamente reflejado en las conclusiones de la encuesta encargada por La Voz de Galicia a Sondaxe, en la que se revela que sólo el 24,9 % de los gallegos estarían dispuestos a ser jurados, mientras que un abrumador 68,3 % no.

Es esta una cuestión que suscita pocas dudas. O se está o no se está dispuesto a ser jurado. Un 3,2 % matizaron su respuesta apuntando que dependería del caso a juzgar, mientras que otro 3 % dijeron no tener una opinión formada sobre esta cuestión. Significativo es que solo un 0,7 % de los encuestados prefirieron no responder a la pregunta.

Las mujeres son las más reacias a ser jurados. Sólo un 20,7 % estarían dispuestas, por un 72,7 % que no. En el caso de los hombres, la cifra de los que no tendrían reparos en formar parte de un tribunal popular asciende nueve puntos, hasta el 29,6 %, pero siguen siendo amplia mayoría —un 63,3 %— los que no querrían verse en la situación de tener que emitir un veredicto.

A más edad, menos proclives. Son precisamente los más mayores los que se manifiestan con mayor rotundidad en contra de ser jurados. Nada menos que un 80,4 % dicen no estar dispuestos, por el 61,1 % de los jóvenes y el 59,5 % de las personas con edades comprendidas entre los 35 y 54 años.

La mayoría preferiría no ser juzgado por un jurado

En el caso de tener que verse ante la tesitura de sentarse en el banquillo de los acusados, la gran mayoría de los gallegos preferirían que fuese un magistrado el que decidiese sobre su culpabilidad o inocencia y no un tribunal popular.

La encuesta de Sondaxe lo deja claro. El 50,1 % preferirían ser juzgados por un juez, por solo un 22,5 % que optarían por un jurado popular. Un 4,9 % aseguran que su preferencia dependería del delito, por un 21,1 % que no tienen opinión sobre este asunto. Entre los varones, el 53,3 % preferirían ser juzgados por un juez y el 25,2 % por un tribunal popular, mientras que el 47,2 % de las mujeres estarían más cómodas con un magistrado y un 20,2 % con un jurado popular.

La mayoría considera que el jurado es influenciable

Una de las mayores pegas que sus detractores ponen al tribunal popular es que consideran que los miembros del jurado, al no ser profesionales de la justicia como los jueces, son más fácilmente manipulables y es más sencillo que les afecten e influyan en sus decisiones los debates públicos que suscitan casos tan mediáticos como lo es el del crimen de Asunta Basterra.

La encuesta de Sondaxe refleja que un 55,2 % de los gallegos consideran que es así, que el debate público y lo que dicen los medios de comunicación influye en las decisiones del jurado popular. Por el contrario, un 29,6 % consideran que no es así, por un 14,5 % que manifiestan no tener una opinión formada sobre esta cuestión.


Un 68 % de los gallegos prefieren no formar parte de un jurado popular
Por XURXO MELCHOR

La Voz de Galicia
2 de noviembre de 2015

24/10/15

España: "Ignorantes, han matado a mi hijo y han dejado irse a sus asesinos"

 Por Levante

Levante (El Mercantil Valenciano)
España

Extractos:

«¡Ignorantes, canallas!», los gritos de la madre del fallecido son desgarradores. La mujer no entiende cómo el jurado popular, cuya mayoría había hallado culpables a los acusados de matar a su hijo, modificaron su decisión y los absolvieron finalmente del asesinato. «¡Han matado a mi hijo, me lo han quemado!», insistía una y otra vez a la salida de los juzgados tras conocer el veredicto. «El pueblo, ellos han dejado irse a sus asesinos, son unos ignorantes», criticaba Antonia sobre la fiabilidad de los tribunales populares. «Estoy desesperada».

El jurado absuelve a los dos acusados del incendio y de una muerte en Alpuente. El tribunal del jurado decidió absolver ayer a los dos acusados del asesinato de un hombre en su casa de Alpuente, el 11 de diciembre de 2012. El veredicto tuvo que repetirse porque en la primera votación no se alcanzaron los siete votos necesarios (de los nueve miembros del jurado) para condenar a los dos encausados: seis miembros del tribunal popular declararon culpables a los acusados y otros tres los consideraron inocentes.

El jurado tuvo que deliberar durante media hora más. La nueva votación decantó el veredicto a favor de los acusados (ya que la absolución sólo precisa cinco votos frente a los siete que exige la condena, según lo previsto en la Ley del Jurado). El resultado de la segunda votación fue muy reñido: cinco votos a favor de la absolución y cuatro a favor de la culpabilidad de los dos acusados.

La pareja acusada de asesinar a su vecino de Alpuente, Esperanza A. A. y Juan Carlos R. L. que ayer resultaron absueltos, se enfrentaban a 11 y 17 años de cárcel, respectivamente, por un delito de incendio en concurso con otro de asesinato, por causar el incendio que provocó la muerte de Francisco de Paula C. M., según la Fiscalía.

La pareja, defendida por los letrados Patricia Elías Mendez y Alberto Trullenque López, defendió en su declaración que el fuego que mató a la víctima se produjo de forma fortuita durante una discusión entre los tres. Según explicaron ambos acusados el primer día de la vista, la víctima les amenazó con un hacha y, al intentar quitársela, el arma impactó contra una estufa de leña y provocó el incendio. Este detalle se consideró «no probado» por parte del jurado.

La acusación particular que ejercía la familia del fallecido solicitaba que se condenara a cada acusado a 19 años de cárcel. Ahora será el magistrado de la sección segunda de la Audiencia de Valencia, Juan Beneyto Mengó, el que dicte sentencia a partir del veredicto emitido por el jurado.


Ignorantes, han matado a mi hijo y han dejado irse a sus asesinos
Por L. BALLESTER /I. CABANES

Levante (El Mercantil Valenciano)
24 de octubre de 2015

29/9/15

España: Evaluar si tiene sentido mantener el juicio por jurados

Por 20 Minutos

Publicación 20 minutos
España

Extractos:

El ministro de Justicia, Rafael Catalá, ha afirmado este martes que no descarta, en la próxima legislatura, revisar el modelo de jurado popular, valorar cómo ha funcionado y si tiene sentido mantenerlo o ir hacia un modelo mixto en el que "se sienten juntos ciudadanos y jueces o profesionales".

En una entrevista en la Cadena Cope recogida por Europa Press, Catalá ha apuntado que ese modelo es hacia el que apuntan algunos expertos. El ministro ha hecho este anuncio al hilo del juicio por la muerte de la niña Asunta Basterra, que comienza este martes en Santiago de Compostela, a cargo de un jurado popular y con sus padres adoptivos como únicos acusados. En su opinión, es cierto que en el "asesinato de Asunta" ha confluido tal atención mediática y el caso ha sido "tan impactante" para la opinión pública que "parece que la decisión está predeterminada, y eso ciertamente no es justo".
 
 
Catalá no descarta revisar el jurado popular y estudiar un "modelo mixto" en la próxima legislatura
Por Europa Press

Santiago de Compostela
29 de septiembre de 2015

14/9/15

España: El jurado popular otra vez bajo la lupa

Por El Mundo

Publicación El Mundo
España

Extractos:

El caso del doble crimen de Cuenca, por el que Sergio Morate es acusado del asesinato de Marina Okarynska y Laura del Hoyo, ha vuelto a poner bajo la lupa de la opinión pública el asunto de los jurados en los procesos judiciales. En efecto, esta semana hemos conocido que Morate será juzgado por un jurado popular, tal y como establece la ley. A pesar de esto, es una decisión que nos parece más que cuestionable.

Morate es, de momento, un presunto delincuente y merece un juicio justo, al margen de la posible gravedad de sus delitos. Pero su caso ha generado una gran alarma social y él ha estado expuesto de una forma brutal a la opinión pública. Incluso fue obligado a posar con dos agentes de policía a su lado y esposado al bajar del avión que le trajo de Rumanía a España. No es aventurado pensar que en el subconsciente de la sociedad española, Morate está condenado. Será muy difícil encontrar personas que no hayan tenido acceso a ningún tipo de información sobre el caso.

Nuestra crítica a la institución del jurado popular como la recoge la ley va más allá que la del mero condicionante que puede suponer el juicio paralelo de la opinión pública en un determinado caso. Hay ya algunos ejemplos de que en España no ha terminado de funcionar, sobre todo, en procesos de importancia. En 1997, un jurado absolvió al miembro de ETA Mikel Otegi del asesinato de dos guardias civiles, en un juicio que se celebró en San Sebastián. Partidos, sindicatos y miembros de la judicatura atribuyeron esa decisión al miedo de los miembros del jurado. Después de huir y ser detenido en Francia, Otegi fue condenado por la Audiencia Nacional a 34 años de cárcel en 2012. Más recientemente, está el caso de Dolores Vázquez, condenada por otro jurado por el asesinato de Rocío Wanninkhof, en plena histeria social por el seguimiento mediático del caso. Después, gracias a la investigación del asesinato de otra joven, se demostró que Vázquez era inocente. Pero pasó 519 días en prisión y fue sometida a un juicio paralelo ciudadano.

El jurado está reconocido en el artículo 125 de la Constitución y se ha desarrollado en la Ley Orgánica del Tribunal del Jurado. Se trata de una loable intención del legislador para acercar la Administración de Justicia al ciudadano, pero consideramos que esa figura necesita una reforma en profundidad. Aunque ya estuvo regulado en la República, esa institución apenas tiene tradición en el Derecho español. La dificultad para elegir a los miembros, su inexperiencia y su falta de formación jurídica, o la posibilidad de que los integrantes queden a merced de la locuacidad de un abogado defensor o de un fiscal, hacen dudar de la idoneidad de los juicios con jurado en casos de trascendencia como los que comentamos. Conviene recordar, por ejemplo, las faltas de ortografía del fallo del jurado en el caso de los trajes de Francisco Camps.

Además, la Justicia española carece de medios para asegurar una infraestructura mínima de funcionamiento de los jurados mientras se celebra el juicio —instalaciones, desplazamientos, seguridad o, al menos, los recursos utilizados en esos menesteres se podrían dedicar a asuntos más urgentes. No se trata de desterrar el jurado de nuestro ordenamiento jurídico, pero se ha de plantear una reforma que lo haga más eficaz y, sobre todo, que respete más las garantías procesales. En lugar del modelo anglosajón de jurado puro, creemos que sería mucho más adecuado en nuestra legislación el jurado escabinado, integrado a la vez por ciudadanos y por jueces que deliberan conjuntamente el objeto del juicio. No es la más importante, pero la figura del jurado es otra de las reformas que necesita la Justicia de nuestro país.


La reforma del jurado popular, otra asignatura pendiente de la Justicia
Editorial

El Mundo - España
14 de septiembre de 2015

28/8/15

Buenos Aires: Pedirán nulidad del veredicto del jurado porque la presidenta del jurado popular revela detalles de la votación

Por El Popular

Diario El Popular
Olavarría - Bs. As. - Argentina

Extractos:

"Reserva de opinión: Los miembros del jurado están obligados a mantener en absoluta reserva su opinión y la forma en que han votado. Las boletas utilizadas para la votación serán destruidas de inmediato una vez obtenido el veredicto, cuidándose de que no tomen conocimiento de ellas personas ajenas al jurado".

Se trata no sólo del punto 5 del artículo 371 quater del Código de Procedimento Penal, sino del fundamento legal que tanto el fiscal Martín Pizzolo como las hermanas de Juan Carlos Kysilka encontraron para elevar un documento ante el Tribunal Oral en lo Criminal Nº 1 del Departamento Judicial de Azul.

Se trata de un cuestionamiento dirigido directamente hacia la figura de la presidenta del jurado que encontró como "no culpable" a Jennifer Kysilka del homicidio de su padre. Segundos después de finalizado el debate se entrevistó con los medios periodísticos que realizaron la cobertura y, de acuerdo con lo que se puede ver en el escrito al que tuvo acceso El Popular, habría incurrido en una infracción al ítem aludido al inicio de este párrafo.

"Reserva de opinión"

Una de las imágenes que caracterizó el cierre de la jornada en la tarde del miércoles fue cuando Jennifer Kysilka buscó a la presidenta del jurado para darle las gracias por el veredicto, algo que sirvió de antesala a un abrazo entre ambas. Ese gesto no fue pasado por alto por las hermanas de la víctima, quienes repudiaron esa situación. "No estamos de acuerdo con el abrazo", fustigaron. Así también manifestaron su descontento con otra serie situaciones que se desprendieron del propio jurado, como fue la utilización de dos suplentes por distintas irregularidades.

No obstante, las manifestaciones conseguidas por los medios periodísticos que realizaron la cobertura tampoco les fueron ajenas y se tradujeron en el fundamento de un reclamo que las tendrá presentes en Azul por estas horas, tal cual anticiparon a este Diario.

La presidenta del jurado declaró a los medios: "Fue un debate en el cual estuvimos desde un principio de acuerdo en los atenuantes que se presentaron en la causa. No tuvimos dudas en la decisión que tomamos, fue unánime". "Fuimos doce los jurados que estuvimos de acuerdo en declararla no culpable del hecho que se le imputaba". Esos son los entrecomillados que fueron expuestos en el documento elevado al doctor Gustavo Borghi, juez del Tribunal Criminal.

Ahora restará ver cuál es la recibida y posterior respuesta que desde el Tribunal Oral en lo Criminal Nº 1 de Azul se le da este documento titulado como "Formula Manifestación" y en el que el doctor Martín Pizzolo, titular de la Unidad Funcional de Instrucción Nº 5 con sede en Olavarría, "deja debida constancia de la flagrante violación al artículo 371 quater, punto 5 del Código Procesal Penal", el cual fuera aludido en la nota central que acompaña a este recuadro.

"Salió a dar notas cuando no lo puede hacer, es por eso que pedimos la nulidad del veredicto, del juicio en sí ya que no podemos pedir la apelación", coincidieron las hermanas de Juan Carlos Kysilka.

Enlace: Versión On Line

Las hermanas de Juan Carlos Kysilka pedirán la nulidad del veredicto del juicio por jurados

Diario Popular
Olavarría - Bs. As. - Argentina
28 de agosto de 2015

22/7/15

España: Un jurado popular condenó injustamente a Dolores Vázquez y ella sigue sin ser indemnizada

Por El País

Diario El País
España

Extractos:

El Tribunal Supremo ha rechazado la petición de Dolores Vázquez de ser indemnizada con cuatro millones de euros por los 519 días que pasó en prisión, entre el 7 de septiembre de 2000 y el 8 de febrero de 2002, por el asesinato de la joven Rocío Wanninkhof, por el que finalmente fue condenado el ciudadano británico Tony King.

El Supremo ha confirmado la sentencia que dictó la Audiencia Nacional en octubre de 2012 con el argumento de que la demanda de Vázquez se planteó de acuerdo al artículo 294 de la Ley Orgánica del Poder Judicial en lugar del 293, que contempla el error judicial.

Dolores Vázquez fue detenida el 7 de septiembre de 2000 por la Guardia Civil acusada del asesinato de Rocío, cuyo cadáver fue hallado en noviembre de 1999 tras más de tres semanas de desaparición. Tras una declaración de más de 12 horas, en la que siempre se declaró inocente, Vázquez fue enviada a prisión. La principal prueba aportada por el fiscal, y que después se demostró falsa, eran unas fibras de tejido encontradas en el cadáver de la joven. El 25 de septiembre de 2001, Vázquez, amiga íntima de la madre de la víctima, Alicia Hornos, fue condenada por un jurado popular y sentenciada a 15 años de cárcel por el asesinato de la joven.

El Tribunal Superior de Justicia de Andalucía anuló en 2002 aquella sentencia al considerar que no estaba debidamente motivada y ordenó repetir el juicio. Vázquez fue puesta en libertad bajo fianza y la vista se repitió en 2006. Para entonces, unas pruebas de ADN habían implicado en el crimen al británico Tony King, que se autoinculpó.

El Ministerio de Justicia reconoció en enero de 2008 que Dolores Vázquez fue víctima de un error judicial perpetrado por el jurado popular que le hizo ser condenada erróneamente.


Dolores Vázquez no será indemnizada por el crimen de Rocío Wanninkhof
Por Reyes Rincón

Diario El País
22 de julio de 2015

21/7/15

España: El abogado de Porto pide su libertad por aplazamiento del juicio al no poderse conformar el jurado

Por Faro de Vigo

Faro de Vigo
España

Extractos:

Los padres de Asunta, Alfonso Basterra y Rosario Porto, han sido trasladados la mañana de este martes a los juzgados compostelanos para celebrar una vista sobre la prórroga de la situación de prisión provisional en la que ambos se encuentran desde septiembre de 2013, acusados del crimen de la niña de origen chino que habían adoptado siendo un bebé.

El periodista y la abogada se encuentran en la prisión de Teixeiro desde pocos días después de que el cadáver de la niña fuese hallado el 22 de septiembre de 2013 en una pista forestal de Teo (A Coruña), acusados de haber tramado un plan para matar a la menor, que pocos días después de su muerte habría cumplido los 13 años.

Ambos se encuentran a la espera de juicio, que está previsto que arranque el próximo 29 de septiembre en Santiago, después de que la constitución del jurado popular sufriese un retraso el pasado mes de junio por falta de miembros válidos para conformar el tribunal.

No obstante, este martes el abogado de la madre de la pequeña, José Luis Gutiérrez Aranguren, especuló con que "es posible que vuelva a ocurrir lo mismo en la próxima selección (del jurado) y esto se repita en el tiempo", por lo que ha vuelto a reclamar la libertad de su cliente.


Trasladan a los juzgados de Santiago a los padres de Asunta para revisar su prisión provisional
Por Europa Press

Faro de Vigo
21 de julio de 2015

20/7/15

España: La lentitud del jurado popular en el caso Basterra

Por La Voz de Galicia

La Voz de Galicia
España

Extractos:

Encajar en la agenda de cualquier juzgado un juicio como el del crimen de Asunta Basterra es complicado. Más aún si por haches o por bes la vista oral no para de cambiar de fecha, como es el caso. Tendría que haber comenzado el 23 de junio, pero los problemas para constituir el jurado, dado que muchos candidatos ponen excusas para evitar participar en el tribunal, han obligado a posponer el inicio del pleito hasta el 29 de septiembre. El resultado es que la sección sexta de la Audiencia Provincial de A Coruña, que es la que tiene su sede en Santiago y la que asume el caso, lleva un mes sin poder celebrar juicios y ya no volverá a hacerlo hasta septiembre.

El cambio de fecha ha trastocado todos los planes de la sección compostelana de la Audiencia. La mala fortuna ha querido que en su agenda el juicio de Asunta coincidiese en el tiempo con otros dos por tráfico de drogas que, por su volumen de acusados, obligan a usar el salón de bodas de los juzgados. Esta es la mayor sala disponible en el edificio y en la que también se juzgará por asesinato a los padres de la niña, Rosario Porto y Alfonso Basterra, que se exponen a entre 18 y 20 años de cárcel.

La imposibilidad de celebrar vistas orales en estas últimas semanas obligará a condensar muchas en el último trimestre del año.

Enlace: Versión On Line

La Audiencia lleva un mes sin juicios por el cambio de fecha del de Asunta
Por Xurxo Melchor

La Voz de Galicia
20 de julio de 2015